martes, 27 de octubre de 2015

# MONSIEUR WITNESS XVIII #


La tierra


«La tierra no puede tanto», dijo el remendador de redes mientras intentaba anticiparse al movimiento futuro de las nubes altas, a la dirección de los vientos y al devenir de las mareas. «La tierra no juega a los dados con el universo», dijo el ocioso jugador de naipes mientras seguía con su único ojo sano el arrastrarse pesaroso de una lombriz brillante. «La tierra es traicionera», dijo la anciana, levantándose a duras penas apoyándose en su bastón de recia y pesada madera negra que, por momentos, a ciertas horas ambiguas de la tarde-noche, cualquier hipocondríaco o borracho podría perfectamente confundir con una bizarra guadaña.